Piazza del Campidoglio

En la colina del Campidoglio se encontraba el templo de Júpiter, que lo convertía en el epicentro del mundo romano. Se accedía desde el Foro por un camino en zig-zag y era escenario de ceremonias políticas y místicas. Por ello, la colina pasó a ser considerada caput mundi o cabeza del mundo.

El Capitolio constituía la ciudadela de la Antigua Roma. Se accede a lo alto de la colina por una escalinata denominada la Cordonata, que llega hasta la Piazza del Campidoglio, obra de Miguel Ángel.

En la plaza hay tres edificios importantes: el Palazzo Nuovo, el Palazzo dei Conservatori y el Palazzo Senatorio.

A lo largo de la historia, el Campidoglio ha sido punto de reunión del Senado romano. En el Palazzo Senatorio, un edificio renacentista, se reunían desde el siglo XII. Hoy, es el Comune di Roma.

Los otros dos edificios, el Palazzo dei Conservatori y el Nuovo albergan los Museos Capitolinos, con espléndidas colecciones de pinturas y esculturas.

Palazzo dei Conservatori.

Piazza del Campidoglio

El papa Pablo III Farnese se avergonzó del estado de conservación de la Piazza del Campidoglio tras la visita del emperador Carlos I a Roma. Por ello, pidió al mismísimo Miguel Ángel que proyectara una nueva plaza pavimentada y la restauración de los edificios que había.

Construyó el Palazzo Nuovo para darle una nueva forma a la plaza. Durante la elaboración de las obras, el artista falleció. Se conservó la estructura tal y como la había concebido Miguel Ángel, pero se añadieron algunas modificaciones del siglo XVII.

En el centro de la plaza se erige una réplica de la estatua de Marco Aurelio. La original está en los Museos Capitolinos.

Cordonata

Desde la Piazza Venezia, una escalinata asciende hasta la parte más alta del Campidoglio. La parte más alta está cornada por esculturas clásicas restauradas, mientras que la parte inferior, se encuentran leones egipcios de granito y un moniemnto de Cola di Renzo.

Santa María in Aracoeli

La Iglesia de Santa María in Aracoeli data del siglo VI y se alza en la parte sur de la colina, en el antiguo asentamiento de un templo dedicado a Juno.

Se accede a través de una escalera de 124 escalones de mármol. Fue completada en el siglo XIV como agradecimiento por el fin de la peste.

Su escalera, sube en paralelo a la Cordonata, pero algo más larga y empinada.

El interior de la iglesia está decorado con 22 columnas que fueron traídas de diversos edificios antiguos. Su techo está adornado con motivos navales. Pero la iglesia es especialmente famosa por el Santo Bambino, una figura del Niño Jesús elaborada en madera de olivo del huerto de Getsemaní y que data del siglo XV.

Se cree que entre sus poderes incluye la resurrección de los muertos y a menudo es transportada junto al lecho de enfermos graves.

Santa María in Aracoeli.

Templo de Júpiter

El templo de Júpiter fue construido en el siglo VI a.C en la cumbre de la colina y estaba considerado el más importante de la Antigua Roma. Los restos se hallan bajo los Museos Capitolinos.

Museos Capitolinos

El Palazzo dei Conservatori fue la sede de los tribunales romanos a finales de la Edad Media. En sus salas, adornadas por frescos renacentistas, se siguen realizando reuniones políticas. También se halla la oficina municipal del registro.

Gran parte del palacio está dedicado a esculturas y obras pictóricas de Tintoretto, Caravaggio, Tiziano, Rubens o Van Dick.

Por el contrario, en el Palazzo Nuevo se conserva una colección de esculturas clásicas desde el Renacimiento. En la Piazza siempre ha existido una colección de estatuas, algunas de Bronce y otras de mármol. En el año 1734, el palazzo se convirtió en museo por decreto del Papa Clemente XII Corsini.

Arco que une el Palazzo Senatorio y el Palazzo dei Conservatori.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *